Frente a la iglesia de San Vicente y a la Travesaña Alta, se abre una plaza que acoge a uno de los edificios más emblemáticos de la ciudad. La Casa del Doncel es un bello edificio de estilo gótico civil, ubicado en el corazón de la ciudad medieval, a medio camino entre las Travesañas, la Alta y la Baja, que señalan los límites de este núcleo urbano.

La Casa del Doncel se empezó a construir en el siglo XIII aunque de sus primeros cimientos apenas quedan algunos restos en el sótano. Debió ser completamente levantada entre la segunda mitad del siglo XV y principios del XVI. Ha tenido una larga existencia y ha sido morada de un rico mosaico de personajes ilustres: procedentes de importantes familias como los Vázquez de Arce y Sosa, y los Marqueses de Bedmar, cuyos blasones fueron labrados sobre la fachada del edificio.

El aspecto exterior de la construcción que se asemeja a una casa-torre, se ve rebajada por las divisiones en tres plantas que denotan su carácter de vivienda, por las ventanas, las gárgolas y adornos del tercer cuerpo, así como los cascabeles que coronan a las almenas.

Su interior es más bello todavía. Recientemente rehabilitado por la Universidad de Alcalá de Henares y abierto al público para su visita, muestra salones decorados con cenefas mudéjares, separados por bellos arcos de yeserías de idéntico estilo. En el piso superior se encuentra situado el Archivo Histórico Municipal.